Envíos a todo México | LLÁMANOS: 5588.7752 | 6842.8030 | 6842.8031 | 01 (800) 286 9173
  • banner
  • banner
  • banner
  • banner
  • banner
5 5 5 5 5

FAQ's

¿Qué es la hidroponía?

La palabra Hidroponía se deriva del griego Hydro (agua) y Ponos (labor o trabajo) lo cual significa literalmente trabajo en agua.

La hidroponía o agricultura hidropónica son un conjunto de técnicas que sustituye al suelo, este método es utilizado para cultivar plantas usando disoluciones minerales en vez de suelo agrícola.

La hidroponía te permite diseñar estructuras simples y/o complejas favoreciendo las condiciones ambientales idóneas para producir cualquier planta de tipo herbáceo aprovechando en su totalidad cualquier área (azoteas jardines, suelos infértiles, terrenos escabrosos) sin importar las dimensiones y el estado físico de estas.

¿Qué son los nutrientes de las plantas?

Denominamos nutrientes a aquellos elementos químicos que las plantas necesitan para poder crecer, mantenerse y producir frutos y semillas.

Tipos de nutrientes
Existen 16 nutrientes que resultan imprescindibles para la vida de las plantas. Se denominan nutrientes esenciales. Estos se clasifican en dos tipos:
- Nutrientes no minerales: Dentro de este grupo
tenemos el oxígeno (0) , el hidrógeno ( H) y el
carbono ( C). Estos elementos se encuentran en el
aire y en el agua. Las plantas consiguen estos
nutrientes a través del proceso de la fotosíntesis. Básicamente, en este proceso las plantas toman el dióxido de carbono ( CO2) y el agua y, mediante la energía del sol, los transforman en hidratos de carbono ( Azúcares y almidones). De esta manera, utilizan estas substancias como alimento para construir su propio organismo.

En un entorno natural, las plantas consiguen estos nutrientes por si mismas. Desde este punto de vista del jardinero, agricultor, hortelano o aficionado al cuidado de las plantas, no debe existir preocupación por las deficiencias de este tipo de nutrientes ya que la planta puede tomarlos del aire o del suelo. Solamente deberemos preocuparnos de que las plantas dispongan de luz necesaria para poder realizar la fotosíntesis.
La carencia de agua no afecta tan directamente a la fotosíntesis aunque si que puede afectar al crecimiento y salud de las plantas por lo que también debe tenerse en cuenta.

La luz es necesaria para realizar la fotosíntesis. Sin la luz adecuada la fotosíntesis se ralentiza o incluso se detiene. Así, por ejemplo, la falta de luz, especialmente en plantas rastreras o de tamaño reducido, cubiertas por malas hierbas, puede ocasionar un crecimiento anómalo que se manifiesta generalmente con la aparición de plantas que tienen tallos demasiado alargados, blanquecinos y flojos y con una producción inexistente o raquítica.

- Nutrientes minerales: Son elementos químicos que se encuentran en el suelo y que, debidamente disueltos en el agua, las plantas absorben a través de sus raíces.

Los nutrientes minerales se clasifican en dos tipos:

Macronutrientes: Se denominan así porque las plantas deben absorberlos en grandes cantidades para su perfecto funcionamiento. Estos a su vez se dividen en dos grupos:

Nutrientes primarios: Son los que las plantas utilizan más abundantemente y los que primero suelen faltar en el suelo. Son los que las plantas contienen en una proporción más elevada dentro de su composición ya que , todos juntos, constituyen las 3/4 partes de todos los nutrientes minerales de una planta. Por lo tanto, de igual manera, las carencias de estos nutrientes son las primeras que se suelen manifestar en las plantas. Los nutrientes primeros son el nitrógeno (N), el fósforo ( P) y el potasio (K).

Nutrientes secundarios: No suelen faltar tan habitualmente en el suelo. Los nutrientes secundarios son el calcio ( Ca), el magnesio ( Mg) y el azufre ( S)

Micronutrientes: Se denominan así porque las plantas deben absorberlos en pequeñas cantidades para que funcionen bien. Se denominan también elementos traza dado que aparecen en trazas o pequeñas cantidades cuando se realiza un análisis químico. Los micronutrientes son el hierro ( Fe), el cobre ( Cu), el zinc ( Zn), el cloro ( Cl), el manganeso ( Mn) , el molibdeno (Mo) y el boro ( B)

El cuadro siguiente muestra una visión general de los principales nutrientes, ordenados en cada grupo de mayor a menor cantidad. Entre paréntesis se muestra en primer lugar el símbolo químico de cada uno de ellos y, posteriormente, el porcentaje en que cada elemento aparece en los vegetales.

¿Tipos de Sustrato?

Un sustrato es un medio sólido e inerte, que protege y da soporte a la planta para el desarrollo de la raíz en las hortalizas y flores, permitiendo que la “solución nutritiva” se encuentre disponible para su desarrollo.

Características de un buen sustrato
Desde los inicios de la hidroponía, los sustratos eran considerados como materiales de gran importancia, pero estos debían de reunir una mezcla de características favorables para nuestro cultivo. Sin embargo, no siempre un sustrato reúne todas las características deseables; por ello es que recurrimos a realizar mezclas de los mismos, buscando que unos aporten lo que les falta a otros.

Tipos de sustratos

Sustratos Inorgánicos.
En este grupo se incluyen los sustratos que tengan partículas mayores a 2 mm de diámetro. Algunos ejemplos son:
Piedra pómez | Roca volcánica | Arena de río | Grava | Vermiculita | Perlita | Lana de Roca | Arcillas expandidas

Sustratos Orgánicos
Estos grupos regularmente son productos de desecho de alguna actividad agropecuaria o industrial, así como de productos importados de otros países, algunos ejemplos son:
Fibra de coco | Peat moss | Aserrín | Cascarilla de café | Cascarilla de arroz

Sustratos sintéticos
Geles | Espuma sintética

Sustratos NO APTOS para la hidroponía
Arena de mar | Arena de construcción

¿Qué es un cultivo orgánico?

Cultivos orgánicos se llaman a todos aquellos métodos de producción de alimentos pura y exclusivamente naturales.

En estos se evita estrictamente el uso de aditivos químicos o cualquiera otra sustancia que contenga materiales sintéticos, tales como pesticidas, herbicidas y/o fertilizantes artificiales.

Este tipo de cultivo no sólo son benéficas para el crecimiento vegetal que logra un estado completamente natural, sino que además beneficia el medio ambiente, evitando contaminar y permitiendo la regeneración del suelo. Además, los cultivos orgánicos en muchas oportunidades mantienen los nutrientes esenciales de su naturaleza, elementos que en muchos casos se pierden con la manipulación genética o utilización de agroquímicos.

Los cultivos orgánicos son fertilizados habitualmente mediante composta lombricultura (también conocido como lombricomposta o vermicomposta), polvos minerales y otras sustancias de origen orgánico.

Se considera el sistema de cultivos que mejor cuida el medio ambiente y por tanto el más sostenible ya que contribuye a mantener los ecosistemas y la diversidad de especies, a cuidar los suelos, mantener puras las aguas y a reducir el deterioro del clima ocasionado por la agricultura intensiva.

¿Qué es un esqueje?

Los esquejes o gajos son fragmentos de plantas separados con una finalidad reproductiva.
Pueden cortarse fragmentos de tallo e introducirlos en la tierra, para producir raíces. Las plantas enraizadas de esta manera serán idénticas a sus progenitoras, es decir, formarán con ellas un clon. Existen diferentes formas de hacer esquejes, según la fase del periodo de crecimiento en que se corten:

  1. De brotes: estos esquejes se cortan en primavera de puntas de brotes de crecimiento rápido.
  2. De ramas tiernas: se cortan algo más tarde que los anteriores, cuando el crecimiento apical de los brotes se ha hecho más lento, pero todavía están verdes.
  3. De ramas semilignificadas: estos esquejes se cortan a finales de verano, cuando el crecimiento ha disminuido, y los tallos son más gruesos y fuertes.

De ramas lignificadas: se toman de árboles y arbustos de hoja caduca durante el periodo de latencia, cuando la rama es leñosa. Se las conoce también como “estacas”.

Envíanos un mensaje



Aviso de Privacidad
Aceptamos